The Pocket Testament League

Back to Top
Español
¿Miembro de la Liga? Ingresa ahora o Únete a La Liga. ¡La membresía es gratis!

Lo miembros de la Liga saben algún truco
(bueno... 92) sobre cómo compartir su fe

92 formas de compartir tu fe

Hay un número ilimitado de maneras de compartir la Palabra de Dios con los perdidos. Aquí hay 92 ideas para compartir que hemos recopilado de las cartas y las historias que nuestros miembros nos han enviado:

1  Una jovencita pone una mesa en Venice Beach cada semana entre los que echan el tarot, médiums y otros vendedores de falsas creencias ofreciendo el evangelio de Juan (una fuente de esperanza verdadera y eterna). Ella solo entrega los evangelios a aquellas personas con las que mantiene una conversación.

2  Un hombre que trabaja en un astillero reparte los evangelios allí. Las tripulaciones venidas de todo el mundo ofrecen una oportunidad única de compartir el evangelio.

3  Tenemos muchos estudiantes, tanto en secundaria como en la universidad, que presentan la Liga y su ministerio de repartir evangelios a los miembros de los clubes cristianos. ¡Es una forma excelente de multiplicar esfuerzos!

4  Una joven siempre tiene en su mochila algunos evangelios y ve cómo Dios abre innumerables puertas para ella porque siempre está preparada.

5  Un estudiante ha dado a cada miembro de su club cristiano un evangelio para que los estudien durante este año y tres para repartir.

6  Una pareja que dueña de un negocio de audífonos tiene dos oficinas y ha puesto los evangelios al alcance en las salas de espera de ambas.

7  Un grupo de secundaria ha puesto una mesa en la Plaza de Jackson en Nueva Orleans con una pancarta que decía "¿Necesita oración?" Esta mesa estaba en medio de muchos artistas, médiums, adivinos...etc. Mucha gente se detuvo para pedir ayuda.

8  Un comercial de una compañía médica reparte los evangelios a sus clientes. ¡Ya ha repartido 50 y nadie se lo ha rechazado!

9  Hay muchos que los usan en su ministerio en las prisiones. ¡Algunas cárceles y calabozos permiten que los reclusos formen parte de la Liga y que pidan evangelios para compartir con sus compañeros!

10  Una mujer dueña de un gimnasio con más de 400 miembros los reparte ahí. ¡Gracias a ello ahora hay dos grupos de estudio bíblico!

11  Cuando haga un mercadillo en su garage aproveche para repartir evangelios. Ponga una mesa y una pancarta que diga "¡Gratis! Coja uno". ¡No olvide regalar un evangelio también a cualquiera que le compre algo!

12  Dé un evangelio al guarda del aparcamiento la próxima vez que aparque. Ellos suelen tener tiempo libre y nada para leer.

13  Una mujer con cáncer piensa regalar un evangelio a todos los sanitarios con los que se encuentre.

14  Muchos propietarios de pequeños negocios los colocan donde los clientes puedan cogerlos.

15  Una enfermera de la sala de emergencias ha tenido innumerables oportunidades de compartir con personas con gran dolor y pena, tanto pacientes como familiares.

16  Una iglesa que está en frente de una discoteca en New Haven, CT abre sus puertas entre las 10:30 y las 2 de la mañana los viernes una vez al mes. Hablan con la gente que sale del club y dan a aquellos interesados un evangelio de Juan. ¡También hacen esto en Nochevieja!

17  Una urbanización famosa por su decoración navideña regala un evangelio a cada coche que entra a mirar las casas en Navidad.

18  Un veterinario que hace visitas a domicilio y viaja mucho tiene abundantes oportunidades de compartir el evangelio con los dueños de los animales enfermos.

19  Dos amigos se vistieron como ángeles en Halloween y repartieron 250 evangelios por las casas. ¡Menuda jugarreta que le hicieron a Satanás!

20  Una persona que limpia bungalows durante el verano deja un evangelio en cada cama antes de que lleguen los clientes.

21   Un constructor regala evangelios a todos sus clientes durante navidad en las tarjetas de felicitación.

22  Tenemos varios clubes cristianos de moteros que regalan evangelios cuando reparten juguetes o comida

23  Una empresa que vende cristalerías de colección en internet incluye un evangelio con cada pedido que entregan. Estos pedidos se envían a todo el mundo.

24  Un grupo de jóvenes va al centro comercial con una videocámara y piden permiso a la gente para hacerles tres preguntas y grabar las respuestas para una actividad de la iglesia. Estas preguntas son:

  • 1  ¿Cree que la frase "bajo Dios" debería quitarse del Juramento de Lealtad a la Bandera?
  • 2  ¿Cree que Dios ha creado el mundo y todo lo que en él hay? Y
  • 3  En su opinión, qué cree que es necesario para que una persona vaya al cielo?

A cada persona que responde le dan un evangelio y algunos dulces.

25  Un tasador inmobiliario deja un evangelio en cada casa que valora.

26  Un hombre que trabaja con camioneros de todo el país regala un evangelio a cada conductor que trae un pedido.

27  Un policía comparte el evangelio con otros policías, criminales y víctimas. Usa muchos evangelios en español y en inglés.

28  Un grupo cristiano universitario tiene una mesa en el patio de su universidad. Ofrecen un evangelio a cualquiera que lo acepte.

29  Una iglesia tiene un magnífico coro. Cuando hacen conciertos comparten el evangelio y reparten evangelios gratuitos de Juan a cualquiera que los quiere.

30  Una pareja envió a todos sus amigos una tarjeta anunciando el nacimiento de su nuevo hijo e incluyó un evangelio de Juan con cada una.

31  Un hombre entregó a cada asistente al funeral de su tío un evangelio de Juan. Su tío se había convertido gracias a un evangelio que él le había regalado.

32  Un conductor de autobuses urbanos da un evangelio a los pasajeros de su autobús con los que tiene una conversación y se muestran interesados.

33  Salga a cantar canciones de navidad con su grupo de jóvenes y regale dulces y evangelios.

34  Un grupo coral cristiano reparte evangelios cuando actúan en asilos, cafés cristianos y otras reuniones.

35  Un ministerio llamado Vida en el Apartamento, que aloja a parejas cristianas en grandes bloques de apartamentos para alcanzar a los vecinos a través de programas sociales también utiliza estos evangelios. Han visto grandes resultados de su trabajo.

36  Un comercial de Avon incluye un evangelio en cada pedido que envía.

37  Una mujer se vio involucrada en un accidente de tráfico sin consecuencias graves pero que traumatizó a la joven que lo causó. La mujer que recibió el golpe entregó un evangelio a la joven que causó el accidente, lo cual la sorprendió mucho y tuvo una gran repercusión para ella.

38  Una mujer que educa a su hijo en casa le ha puesto como tarea práctica de su clase bíblica visitar asilos, colonias de jubilados y centros de día para visitar a los ancianos. En estos encuentros, frecuentemente el chico entrega un evangelio de Juan.

39  Una maestra de la escuela dominical nos habló sobre el interés que despertó la historia de Helen Cadbury y el inicio de la Liga de Testamento de Bolsillo. Ella trajo un poco de chocolate Cadbury para cada niño (aunque el padre de Helen vendió la compañía hace años). También trajo una biblia grande para mostrar lo que Helen tenía que llevar, comparado a lo que podían llevar ahora ellos.

40  Muchas personas regalan los evangelios a los cajeros de los bancos. Tiene que tener cuidado para que no lo tomen por la nota de un atraco pidiendo el dinero de la caja, pero pronto se dan cuenta de lo que realmente es.

41  Un hombre que recoge y arregla bicicletas de niños después las regala junto con un evangelio a muchos niños.

42  Un hombre que trabaja como socorrista siempre tiene algunos evangelios para repartir.

43  Un agente de seguros los pone delante de su oficina para que los clientes se los lleven si están interesados.

44  Un caballero se fue con su amigo a una reunión para revisar su libertad condicional. Allí había otros hombres que también estaban esperando, muchos de los cuales estaban perdidos y abatidos. Al sacar un evangelio para leerlo mientras esperaba a que su amigo saliera, un par de hombres le pidieron un evangelio para leerlo ellos también.

45  Puede entregarlos a las otras personas repostando que se encuentra en las gasolineras cuando usted echa combustible a su automóvil.

46  Mucha gente que se preocupa de los pobres utiliza estos evangelios para hablarles de Cristo.

47  ¿Tiene miedo de dárselos a los ancianos? Un hombre durante el Corpus Christi, en Texas, se lo dio a otro de 80 años que le preguntó cómo podía recibir a Cristo e ir al cielo.

48  Un hombre que se dejó las llaves en el coche le regaló un evangelio al cerrajero que vino a abrir la puerta.

49  Un hombre que trabajaba en el Casino Trump Taj Mahal con más de 5,000 empleados pudo regalar sus primeros 50 evangelios en sólo 2 días.

50  Un joven se ha puesto como meta repartir 30 evangelios cada mes en su escuela.

51  Un caballero nos dijo que su hermano había fallecido hace poco. Llevó varios evangelios a la iglesia donde se celebraba el funeral. El pastor invitó a los asistentes a que cogieran uno de forma que cuando acabó el funeral, todos los evangelios se terminaron. Un amigo del hermano fallecido leyó el evangelio y aceptó a Cristo.

52  Un caballero que tiene un negocio de alquiler de coches siempre pone un evangelio en la guantera de cada coche que se alquila.

53  Una madre de una niña que juega al baloncesto aprovecha los partidos para repartir los evangelios.

54  Un pastor semiretirado, que oficia funerales para personas que no tienen a nadie que lo haga, reparte evangelios a todos los presentes en los funerales. Frecuentemente utiliza el capítulo 11 de Juan durante el mensaje y explica a la gente cómo Jesús lloró cuando vio el dolor de la familia y los amigos de Lázaro cuando éste murió.

55  Un instructor de kárate utiliza los evangelios en su escuela y en los torneos como un regalo en su ministerio evangelístico con los niños y adultos inconversos. Durante los últimos años ha visto cómo 16 personas han aceptado a Cristo.

56  Un joven frecuenta Jack in the Box, Taco Bell u otro restaurante de comida rápida con su coche. Cuando se acerca a la ventana de servicio, le pregunta a la persona en la caja si alguien antes que él ha pedido comida por valor de 5 dólares o menos. Si es así, él paga esa comida y le da a la persona en el mostrador dos evangelios, uno para la persona que ha pedido la comida y otro para el cajero. En los evangelios que regala escribe su nombre y su teléfono. El 80% de las personas le llaman para agradecerle la comida y entonces él aprovecha para hablarles del evangelio e invitarles a asistir a su iglesia.

57  Una señora de 94 años que no puede salir de su casa envía los evangelios por correo junto con las facturas del mes.

58  Si los lleva consigo cuando juega al golf y conoce a nuevos jugadores, puede hacerles preguntas que le lleven a regalar un evangelio. La idea es apuntarse a un juego y ver con quién le ha colocado el encargado de la salida de jugadores (o Dios, porque no existen accidentes, sino encuentros preparados por Èl).

59  Si usted viaja en avión con frecuencia, ése es un lugar excelente para ofrecer un evangelio a alguien. Especialmente si no están leyendo nada. Recuerde, aunque se lo ofrezca a un cristiano comprometido, éste se puede unir a la Liga y comenzar a repartir evangelios entre personas a las que usted no podría alcanzar. ¡Eso sí que es influencia evangelística!

60  Compre un pequeño expositor en Staples (busque uno llamado "Expositor de discos o literatura, que mide 4.375" de ancho x 3.25" de fondo x 3.875" de alto). Tienen una capacidad para aproximadamente 7-8 evangelios. Póngalo en su oficina o su lugar de trabajo (asegúrese de que su jefe se lo permite si usted no es el jefe). La gente seguramente los cogerá mientras espera y los que no los quieran los volverán a poner en su sitio, aunque muchos se los quedarán. Ponga una señal que diga "GRATIS". ¡Es una idea estupenda para cualquier clase de tienda u oficina!

61  Las camareras también son receptivas si ha mantenido una conversación con ellas. No puede llegar y "plantarle" un evangelio a cualquiera. Debe entablar un vínculo, aunque sea pequeño y entonces es cuando puede entregarlo.

62  Algunos se lo entregan a amigos con los que están discutiendo sobre cosas eternales. Le dicen a la gente: "Mira, este es un libro que significa mucho para mí. Me gustaría regalártelo y espero que lo leas. Cuando lo termines, podemos hablar sobre lo que piensas de él. ¿Cuánto tiempo crees que tardarás en leer este librito?"

63  En 1999 Jerry, un hombre de 76 años, se propuso repartir 2000 evangelios en el año 2000. Solamente se los dio a gente que conocía (en la tienda, la tintorería, el doctor, el mecánico, los amigos del golf...etc.) Nunca se puso en una esquina a dárselos a gente que no conocía. En cinco meses ya había repartido los 2000. Cuando le preguntaron sobre el resultado de este ministerio, contestó que la persona que más había cambiado era él. Se dio cuenta de lo que Dios puede hacer usándolo para su obra.

64  Muchos los llevan por el vecindario y los reparten junto con una invitación a un acontecimiento especial en la iglesia a alguno de los vecinos que conocen.

65  Muchos los llevan a hogares de ancianos y se sientan a compartir la Palabra con la gente que vive allí. Las personas de estos lugares están necesitadas de alguien con quien hablar y por eso agradecen que les lean el evangelio y poder hacer comentarios sobre él.

66  Los evangelios actúan como un recordatorio. Si estamos orando cada día para que Dios provea de oportunidades para compartir nuestra fe y repartir un evangelio, Él hará que ocurra. Al poner un evangelio en el bolsillo cada mañana, éste se convierte en un aviso de que ¡debemos estar alerta para aprovechar la oportunidad que Dios dé!

67  Dondequiera que esté, si un extraño me sonríe o me saluda, le digo "Perdone, pero ¡tengo que dar uno de estos al que me salude o me sonría!". ¡Siempre reciben el evangelio y siguen sonriendo!

68  Una mujer que encontré hace poco en una presentación de la liga vende cosméticos de Mary Kay. ¡Tiene 800 clientes y su meta es enviar un evangelio con una nota personal a cada uno en los próximos 12 meses!

69  Una mujer en Los Angeles hace pequeños regalos a la gente de su vecindario y a los pequeños comerciantes. Ella pone un evangelio de Juan junto con los regalos en las fechas importantes como San Valentín, El Día de los Caídos, El Día de la Marmota (¡en serio!), etc.

70  Una iglesia cristiana dio un evangelio a cada estudiante con la tarea de leer el evangelio de Juan durante un mes ¡con la ayuda de los padres. Muchos de estos padres posiblemente no tienen una relación personal con Jesucristo.

71  Doctores, dentistas, chiroprácticos y otros profesionales dejan los evangelios en las salas de espera para que la gente los lea.

72  Algunas personas los llevan a los hospitales y se los dan a la gente en la sala de espera. Muchos de ellos están sufriendo y necesitan algo que les consuele.

73  Los estudiantes de algunos clubes cristianos de secundaria usan los evangelios como un libro de estudio durante el año cada vez que se reúnen. Es fácil invitar a estudiantes nuevos porque ¡nadie tiene la excusa de que "no tiene libro"!

74  Algunos pastores han retado a sus congregaciones a repartir siete evangelios en una semana u otro número específico. ¡Algunos han decidido repartir un evangelio al día durante un año!

75  Unos estudiantes en California salen cada domingo con donuts y los ofrecen a la gente junto con los evangelios. Luego se sientan y hablan con ellos.

76  Algunos los ponen junto a su puerta ¡para entregarlos al repartidor de pizza!

77  Algunos cristianos que trabajan en una compañía de teléfono o los operarios de la televisión por cable, llevan algunos con ellos para dárselos a los clientes si surge una oportunidad.

78  Una persona que trabaja en una ambulancia lleva evangelios consigo porque se encuentra a muchas personas que necesitan conocer a Cristo (pacientes, familia y amigos)

79  Un distribuidor de compras por correo envía un evangelio con cada pedido junto con una nota personal.

80  Una estudiante de secundaria pone un evangelio sobre sus libros cuando los coloca en clase. Otros chicos lo ven y preguntan qué es. Ella contesta que es un libro estupendo que está leyendo. Entonces los otros le dicen que si pueden leerlo también. ¡Ya se imagina la respuesta! Cuatro estudiantes ya han aceptado a Cristo gracias a su testimonio.

81  MOPS (Madres de Preescolares)  es un gran sitio para ofrecer un evangelio a un no creyente.

82  En los centros de detención hay gente que necesita la Palabra de Dios.

83   Un técnico de rayos X en un hospital los tiene a disposición de los pacientes.

84  Un vendedor de coches usados pone un evangelio en cada coche que vende.

85  Un DJ de una radio los ofrece a la gente que llama a su programa.

86  Una persona que está en silla de ruedas y vende muñecas en línea envía un evangelio con cada pedido, junto con una nota personal.

87  Una pareja que se ha casado recientemente anunció el evangelio a todos los presentes en la ceremonia, verbalmente y entregando un evangelio de Juan como regalo.

88  Un equipo de baloncesto universitario ofrece al equipo contrario un Evangelio después de cada juego.

89  Una persona que prepara comidas en un carrito los tiene preparados tanto para sus clientes como para las personas necesitadas. Así puede dar comida física y espiritual.

90  Cuando una persona recibe un buen servicio en algún establecimiento, escribe una nota de agradecimiento mencionando a la persona que la sirvió e incluye un evangelio.

91  Un dueño de un hotel de carretera los tiene a la vista en recepción.

92  Un operario de comunicaciones de la policía de Los Ángeles tiene muchas oportunidades de repartir la Palabra de Dios.



¿Recibió a Cristo por un Evangelio de Juan de tamaño bolsillo? Averigüe cómo seguir creciendo en su fe por llenar nuestroformulario conveniente de la Decisión.

Acerca de la Liga

La Liga de Testamento de Bolsillo es un ministerio cristiano de evangelismo de 125 años de antigüedad que promueve la lectura de la Escritura y el evangelismo personal.

Inspirado por la visión de una niña adolescente en 1893, unos 604,483 miembros de varias denominaciones cristianas se han puesto de acuerdo en "Leer, Llevar, Compartir®" la Biblia como la Palabra de Dios, y han entregado más de 110 millones de libros del Evangelio de Juan en simples encuentros uno-a-uno. La Liga de Testamento de Bolsillo es una organización sin fines de lucro 501(c)3. Lee más...

Conéctanos en Facebook

Motivando y equipando Cristianos para Leer, Llevar y Compartir la Palabra de Dios desde 1893.

Donar Ahora

Copyright ©2016 La Liga de Testamento de Bolsillo. Todos los derechos reservados.   Política de Privacidad  |  Reembolso y Devolución